Archive for the ‘Reseña’ Category

DJ Cam Quartet – Diggin’ (2009)

Tracks Recomendados: Everybody Loves The Sunshine, Think Twice, You’ve Got To Have Freedom, Inside My Love (For Minnie)

Con un par de décadas de existencia, el Hip-Hop en el siglo XXI ha llegado a todos los rincones del planeta. Un millar de intérpretes han dotado al género de una riqueza única del mainstream a lo independiente. El DJ parisino Laurent Daumali alias DJ Cam es una de las figuras más representativas del estilo en Francia, con una sólida carrera comenzada en 1994 que se caracteriza por un sonido que dialoga entre el Jazz y el Hip-Hop. Daumali presenta este año su décimo LP, Diggin, con el DJ Cam Quartet y bajo su disquera, Inflamable Records.

Daumali en sus últimas dos entregas (The Rebirth Of The Cool, 2008; Stay, 2009) planteó una especie de trilogía también bajo el nombre de DJ Cam Quartet, de la cual Diggin’ es el tercer capítulo. La fórmula base es acompañar un Jazz-combo (Trompeta, Contrabajo, Teclado) con un sofisticado uso de programaciones, samples y scratchin’ para crear beats de Hip Hop. Si bien la formula aplicada no es nueva para el parisino, el fuerte sabor jazzero, con fuerte carga de groove y soul es sello distintivo de estos títulos.

A pesar de sólo meses de distancia en su manufactura, el avance de este lanzamiento al previo es notable. Diggin’ logra concretar el sonido buscado previamente por Daumali, el cual formula un tributo al Soul-Jazz de los 70’s propio de los sellos Blue Note o Verve. Inclusive algunas pistas del álbum son reinterpretaciones de temas de la época como “Think Twice” de Donald Byrd, “Little Sun Flower” de Freddie Hubbard, o “Everybody Loves The Sunshine” de Roy Ayers.

Evidentemente un sabor muy vintage envuelve a este lanzamiento. El sonido de las programaciones de batería de DJ Cam es rústico, como viejas cajas de ritmos, el sonido de los pads es anticuado y poco producido. Contrario a lo evidente, este descuido intencional de producción complementa perfectamente a los demás elementos y da una característica peculiar y fresca a la música del parisino.

Las secciones de los solo también destacan por su gran elocuencia musical, En especial de Eric Legnini, uno de los tecladistas franceses más sobresalientes a la fecha. A este moderno cuarteto se le suma la participación de la vocalista Inlove. Con su voz de rasgos dulces, nostálgicos y sensuales, hace el perfecto quinto elemento en tres temas (Everybody Loves The Sunshine, Little Sunflower, You’ve Got To Have Freedom), que a su vez son las mejores pistas del álbum.

Bastante claras han sido las intenciones de DJ Cam de llevar su Hip-Hop (en periodos desde trip-hoperos hasta algo de Gangstar Rap) hacia territorio del Jazz. No hay que olvidar la gran influencia de la escuela jazzera sobre el género, el cual en los años noventa adquirió bastante dependencia e identidad propia. No obstante, bandas del estilo con largas trayectorias como The Roots (USA) o The Herbaliser (UK), conscientes de este parentesco siempre han integrado al Jazz en sus entregas al igual que DJ Cam, quien ahora es casi un sinónimo del género.

Mújica

Anuncios

Nicola Conte – The Modern Sound Of Nicola Conte (Schema Records 2009)

 

Tracks recomendados: Stolen Moments, Quiet Nights, Three Corners, You Are, Our Love.

Cabeza de Schema Records y con una consolidada trayectoria artística como compositor, arreglista y productor, Nicola Conte es a la fecha una de las principales figuras del Nu Jazz italiano. Su carrera discográfica es testigo de la gran habilidad e ingenio que ha tenido el meridional, proveniente de Bari, para desarrollar junto a otros artistas del sello un estilo de jazz contemporáneo completamente original que, una vez conocido, se identifica fácilmente por sí solo. The Modern Sound Of Nicola Conte, lanzado el pasado octubre, es otra prueba ferviente de su talento y su clara visión.

La evolución musical de Conte ha sido una de las más observadas por los seguidores del Nu Jazz. Su primer álbum, Jet Sounds (Schema 2001), así como varias colaboraciones y remezclas, ofrecieron su lado más electrónico y ecléctico, que ahora son ya tracks de culto. En el 2005 lanzó Other Directions bajo el prestigioso sello Blue Note, donde, como lo indica su nombre, cambió el rumbo de sus producciones, de sampleos y programación a música acústica, pero guardando la influencia de la música electrónica que destaca por su riqueza rítmica, fórmula que mantuvo, pero expandió en Rituals (Schema 2008).

The Modern Sound Of Nicola Conte es una compilación de sus proyectos alternos, EPs, remezclas y colaboraciones producidas por el italiano en la última década. Se trata de 26 pistas que estilísticamente varían entre el Nu Jazz más característico, movido y rítmico de Conte y baladas calmas de corte más tradicional. Un catálogo de su Jazz, donde incluso temas ‘estándar’ son incluidos como “Mood Indigo” de Duke Ellington, “Groovy Samba” de Sérgio Mendes, o hasta “Take Five” de Dave Brubeck a la Tito Puente.

Otra fuerte característica del estilo de Nicola Conte y de su sello en general es el carácter cinemático de su música, que en este disco no queda de lado. Denominado también como Cinematic Jazz, se refiere a cuando hay influencia del cine de los 60s-70s y de sus bandas sonoras con carácter jazzístico (Henry Mancini, Ennio Morricone).

A su vez, un carácter afro-brasileño siempre ha sido muy presente en la música del meridional, en su instrumentación, ritmos y composición. Temas en portugués como “Terra De Ninguem” y el standar “So Danço Samba” son la prueba más directa de la influencia sobre Conte de autores cariocas como Tom Jobim o Joao Gilberto.

Como es de costumbre en los lanzamientos de Conte, la colaboración vocal es impecable. Un punto culminante es la participación de algunas de las voces emergentes del Jazz como José James en “All Or Nothing At All” o Mark Murphy en “Stolen Moments”. Pista tras pista los arreglos vocales de esta entrega son como excelente manufactura, con impecables ejecuciones y melodías en su concepción más popera.

Modern Sounds no muestra evolución en el sonido de Conte, funciona más como una antología, que a pesar de su propósito (empaquetar ese puñado de pistas y colaboraciones previamente lanzadas en diversos títulos) sorprende con la unidad que mantiene. Algunos tracks tienen años de distancia en su manufactura.

Por esto mismo mientras unas pistas son íntegramente acústicas, en otras hay un ligero uso de sampleos y programación, como en las remezclas a The Five Corners Quintet (Three Corners) o a Bobby Hughes (Karma Elastica). Sin embargo, en todo momento el cuidadoso tratamiento del sonido sigue siendo un fundamental ingrediente en las producciones de Nicola Conte, quien con menos de una década de carrera es ya una de las principales personalidades del jazz europeo.

Mújica

 

 

The Herbaliser Band – Session 2 (2009)

Tracks Recomendados: Blackwater Drive, Moon Sequence, Stranded On Earth

Sin lugar a dudas, la carrera del dúo inglés The Herbaliser es una de las mejor logradas dentro del Hip Hop.En su trayectoria, cuyos inicios datan de comienzos de los 90`s, tienen ya mas de media docena de lanzamientos de prestigio y éxito internacional. En Julio 2009, Session 2, su octavo trabajo de estudio salió a la venta bajo el sello Studio !K7, con el cual dejaron muy claro el nuevo rumbo que ha tomado el dúo.

Originario de Londres, este conjunto liderado por el DJ Ollie Teeba y el guitarrista y bajista Jake Wherry, tiene como principal característica conciliar los motivos oscuros y urbanos del Hip Hop con elementos estéticos propios del Funk , Soul y Jazz (instrumentación, arreglo, producción, etc). Siendo esta la fórmula básica de todos sus álbumes, cada uno de ellos reflejan una propia identidad al tener un distinto punto de partida pero siempre con la cultura del Hip Hop (scratch, sample, mc.) como ingrediente primario

En el año 2000 bajo el nombre de The Herbaliser Band, el álbum Session One, (del difunto sello Department H) recibió excelentes críticas, en una especie de live session acústico Teeba y Wherry sorprendieron la escena con un trabajo más apegado al Nu Jazz, Soul y al Trip Hop.

Con Session One el rumbo de The Herbaliser se comenzó a diversificar. Cerrando una etapa con una marcada inclinación hacia el Hip Hop, con sus tres entregas previas Remedies (1995), Blow Your Headphones (1997) y Very Mercenary (1999) del prestigioso sello Ninja Tune.

Session 2 es la continuación de aquél lanzamiento. Nueve años después y con otros 3 álbumes de por medio es claro que Session 2 esta marcando el fin de la segunda parte en la carrera discográfica de The Herbaliser que en Something Wicked This Way Comes (Ninja Tune 2002) y Take London (Ninja Tune 2005) le dieron más estelaridad al Jazz aunque nunca dejando de lado el Hip Hop incluso en Same As It Never Was (Studio !K7 2009) su trabajo hasta la fecha más versátil

En concepto las sesiones de The Herbaliser son idénticas: grabación en directo de temas instrumentales previamente lanzados, ejecutados acústicamente con algunas variaciones en los arreglos de la sección rítmica y la sección de alientos, y donde la improvisación tiene mucho más presencia.

Pero lo plantean como una especie de concierto, grabado en un estudio para lograr una sonoridad específica y controlada que lleva a un balance fresco entre el Hip Hop, Trip Hop, Soul y Funk entrando en contexto con esta corriente moderna europea conocida  como Cinematic Nu Jazz, de la cual The Herbaliser es uno de sus principales exponentes actualmente.

Es notable como con 9 años de distancia el dúo ha logrado mantener una unidad sólida entre estas sesiones, a tal grado que pareciera que solo unos días distancian en su elaboración. Este rasgo es una fuerte evidencia de la maestría musical que ha desarrollado The Herbaliser, que con Session 2, un trabajo de altísima calidad no dejan de ser una de las propuestas de más originales e influyentes no solo del Hip Hop inglés, sino de la música moderna de todo el globo.

Mújica

Dave Douglas & Brass Ecstacy – Spirit Moves (2009)

Bien dijo el pianista Kenny Werner en la introducción a su libro Effortless Mastery: “La innovación es la tradición.” Si el jazz ha sido una música que lleva ya poco más de cien años de existencia y renovación constante es porque permite el desarrollo de una voz propia, independientemente del instrumento, nacionalidad, sexo y raza. Es increíble que esta música siendo parte del folklore norteamericano, haya tomado tantos tintes y se haya diversificado en tantos caminos y contrastantes.

Dave Douglas (trompeta) sin duda se ha encargado de ser uno de los nuevos pilares de su instrumento. A través de la trompeta logra crear texturas y atmósferas poco comunes para el instrumento, jugando mucho con los colores y los timbres. Su madurez compositiva y de improvisación le permiten tener una de las voces mas distintivas en el jazz, algo raro en esta música hoy en día, dónde la capacidad de apantallar a hecho a un lado a la capacidad creativa en algunos casos.

En su último lanzamiento como líder (Junio, 2009) llamado Spirit Moves (Green Leaf Music), este trompetista entrega un disco dónde la tradición de los alientos de metal se encuentra con las expresiones contemporáneas. Algo nunca antes hecho en su carrera, reúne una banda conformada por puros metales (trompeta, corno francés, trombón, tuba y batería) grabando puras composiciones originales.

El sonido producido por el ensamble es increíble. La primera reminiscencia que uno tiene y que se extiende a lo largo del disco es la de la música tradicional de Nueva Orleans, combinada con una extraña atmósfera de música de cámara europea. Tomando esta tradición del llamado “Second Line”, Dave Douglas introduce en sus composiciones elementos de funk, free jazz y música clásica contemporánea, creando una música completamente nueva y original. El disco esta inspirado principalmente en Lester Bowie, encargado de introducir la trompeta al lenguaje del free jazz en los años sesenta.

Siendo líder de The Brass Ecstacy, Douglas no se permite ni en el aspecto compositivo ni en sus improvisaciones límite alguno. Por más complejas que pueden ser sus líneas melódicas, estas suenan completamente orgánicas, siempre en función de la música.

Si algo hay que reconocerle a este trompetista neoyorquino, es su capacidad para involucrarse en el momento, proponer atmósferas, absorberse por completa en ellas y que sus influencias tan vastas (desde Stravinsky, John Coltrane hasta Stevie Wonder) se traduzcan en un timbre perfectamente inconfundible y personal.

Spirit Moves es un disco para aquellos que realmente están buscando un sonido diferente. Aunque el ensamble sea muy raro para estos días, la música no presenta dificultad alguna para ser escuchada. Ninguna de las piezas rebasa los ocho minutos; y la grabación, como bien lo indica su título, nos va moviendo por distintos lugares sin que nos demos cuenta que estamos disfrutando más que un disco, una obra con una unidad prefecta. Recomendado para todos aquellos que buscan en el jazz una propuestasonora.

Dave Douglas & The Brass Ecstacy

  • Dave Douglas: Trompeta
  • Vincent Chancey: Corno Francés
  • Luis Bonilla: Trombón
  • Marcus Rojas: Tuba
  • Nasheet Waits: Batería

Mr. P.C.